Vete de vacaciones ¡ya!

No serás el primero ni el último en pensar “ay si pudiera!…” pero esa no es la actitud. Lo cierto es que las vacaciones mejoran la productividad y la calidad de vida, y seamos sinceros, si te quedas, ¡al menos que seas productivo!

Si eres autónomo te recomendamos muy mucho pensar y repensar la manera en la que puedes organizarte para poder irte de vacaciones unos días, no hace falta que sean 10 ni 15… pero sí unos días (con 4 ó 5 te servirá y más cuando hace una eternidad que no las disfrutas).  Son múltiples los estudios que avalan el hecho de que disfrutar de un pequeño descanso en periodos largos de trabajo mejora la productividad, pero no sólo eso, las vacaciones también favorecen la creatividad y la salud. Un trabajador descansado, es más participativo, más imaginativo y se siente mejor en su trabajo, así que se trata de una cuestión de eficacia.

captura-infografia-focus

Si aún no te has convencido lee todo los datos beneficiosos de las vacaciones en la infografía completa de Focus.

Vacaciones Vs Autónomos

Los autónomos tienden a pesar que trabajar de una manera continuada, les generará más beneficio (casi siempre medido a nivel económico), pero la realidad es que si baja tu productividad, baja tu beneficio… así que igual no es tan rentable que te quedes todo agosto para poder atender un par de llamadas o adelantar trabajo a paso de tortuga, quizás sea mejor idea que salgas, te despejes, y vuelvas renovado. Sobre todo si trabajas sólo y no tienes con quien turnar las jornadas de trabajo.

Convencido… ahora ¿cómo lo hago? el “no puedo” tiene que desaparecer de tu mente, poder se puede, sólo hay que pensar cómo. Si trabajas en el sector servicios posiblemente sólo dependa de ti, de tu organización y tu previsión. Si trabajas en el sector producto o de cara al público, te parecerá tenerlo más dificil, pero volvemos a lo mismo, se trata de organización y previsión, irse de vacaciones es posible.  Pongamos 4 días, no necesitarás mucho más, pero 4 días de desconexión total, vete lo más lejos posible de un ordenador y no toques nada del trabajo a no ser que se presente una urgencia. Haz que sean vacaciones de verdad. 

¿Cómo lo hago?

Nuestro consejo es que le des un par de vueltas:

1- Consulta tus libros de cuentas, revisa qué periodos son los que menos actividad hubo en años anteriores, y elije esas fechas para organizar tus mini-vacaciones, así te irás más tranquilo.

2- Piensa en positivo, si esos días son de lunes a jueves, mejor! los viajes entre semana están a mejor precio 🙂 si te pilla un día festivo… genial! podrás aprovechar algún evento… se trata de empezar a vivir las vacaciones incluso al organizarlas.

3- Deja organizado tu trabajo. Avisa a tus mayores clientes si es necesario y deja medios de contacto (email o mensaje en el contestador) para a tu vuelta, poder ponerte al día fácilmente.

4- Desconecta. Haz un esfuerzo, no se trata sólo de estar fuera de casa, se trata de desconectar de verdad, de no pensar en trabajo unos días y dedicarte a ti, a tu familia y amigos, nada de cotillear el email a cada rato o visitar tu propia web…

¿Qué, te ves capaz? ¡No le des muchas vueltas! y mentalizate: es por salud, es por salud 😉

Guardar

Guardar

Guardar

¿Interesante? Comparte...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Post felizmente escrito por Aumenta

No solo hacemos proyectos digitales.

2 Comentarios

  1. Es cierto que uno se agobia dejando el trabajo unos días, con la de cosas que hay pendientes, y por eso es fundamental el planificar. Después de esto … Me quedo más tranquila!! Voy a ver que meto en la maleta!

    • ¡Nos encanta que vayas a hacer maleta! Cuánto más agobio se tiene, más motivos para desconectar, la clave es encontrar la forma 🙂

Deja un comentario